Buscar este blog

domingo, 15 de marzo de 2015

TR0024 - TURQUÍA // Las columnas de la Cisterna


Esta cisterna del tamaño de una catedral es una cámara subterránea de aproximadamente 143 metros por 65 metros - alrededor de 9.800 m2 de superficie - capaz de albergar 80.000 m3 de agua (otras fuentes señalan aproximadamente 100.000 m3). El techo está soportado por un bosque de 336 columnas de mármol, de más o menos 9 metros de alto, dispuestas en 12 filas de 28 columnas separadas entre sí 4,8 metros. Los capiteles de las columnas son principalmente de estilos jónico y corintio (de este estilo hay 98 capiteles), a excepción de unas pocas de estilo dórico sin grabados. Las columnas fueron traídas a Constantinopla desde templos paganos de Anatolia, junto con las que se usaron en la construcción de iglesia de Santa Sofía. Se accede a la misma mediante una escalera de 52 peldaños. La cisterna está rodeada de un muro de ladrillos refractarios de un grosor de 4,8 metros y cubierto de mortero impermeable llamado "de Horasan" lo mismo que el suelo. El agua de la cisterna proviene de los bosques de Belgrado que se encuentran a 19 kilómetros al norte de la ciudad, mediante el acueducto construido por el emperador Justiniano. Bajo el Imperio otomano se realizaron dos restauraciones, una en 1723 bajo el mandato de Ahmed III y fue realizada por el arquitecto imperial Mehmet Aga de Cesárea y la otra en el siglo XIX bajo el sultán Abdul Hamid II. Durante los trabajos de urbanización que se llevaron a cabo entre los años 1955 y 1960 en esta zona de Estambul se cubrieron ocho columnas de la parte noroeste con una gruesa capa de cemento para reforzarlas. En 1968 se repararon grietas en la mampostería y columnas dañadas, y hubo una restauración adicional en 1985 por el Museo Metropolitano de Estambul. La cisterna fue abierta al público el 9 de septiembre de 1987.

No hay comentarios:

Publicar un comentario