Buscar este blog

lunes, 16 de febrero de 2015

RU0076 - RUSIA // Chamán Altaí


Elena (Postcrossing)

Los altáis son un pueblo nativo de Siberia, que habita en la República de Altái, Rusia. Hablan una lengua túrquica. Los altáis eran originalmente nómadas, con un estilo de vida basado en la caza y el pastoreo (ganado vacuno, ovejas, cabras), pero muchos se sedentarizaron como resultado de la influencia rusa. La alimentación común y tradicional está basada en el consumo de carne y lácteos. Los altáis procesan la leche agria, kumis, cuajadas y quesos. También acostumbran comer avena, cebada y algunos tubérculos silvestres. Los altáis vivían pequeñas aldeas dispersas, donde había varias viviendas, levantadas a un considerable distancia una de la otra. Habitaban en yurtas cónicas levantadas con troncos y cortezas. Según las creencias tradicionales, el mundo es controlado por un conjunto de espíritus buenos y malos, comandados por dos deidades principales y opuestas: de una parte Ulgen, el buen creador del mundo y protector de la gente y de otra parte, Erlik el malvado señor del inframundo. A ambos se sacrifican caballos, cuya carne es comida por los participantes de la ceremonia, en tanto la piel se estira en un poste y se deja en el lugar de sacrificio. Se concede gran importancia a la oración pública. Oran al cielo, a las montañas, al agua, al fuego y al árbol sagrado, el abedul. También se practica el culto al Tësei, en el que los miembros de la familia y el clan se consideran sus imágenes, y rezan para apaciguarlo. Las ceremonias presididas por el chamán o kama, se ralizan al sonido del tambor sagrado, tocado con un mazo especial. La piel del tambor representa la imagen del universo y las criaturas vivientes. El mazo es considerado como el espíritu del instrumento principal, que representaba la figura humana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario